Abril y su feria

bienvenidos

No se conoce exactamente el origen de la palabra «abril». No hay todavía consenso, aunque se ha querido relacionar con el verbo aperire (‘abrir’), por la supuesta forma aperilis, asociándolo a que en este mes la primavera abre la tierra, las flores, etc. Ya Ovidio se une a esta idea; pero no hay fundamento etimológico que lo sustente. Los antiguos romanos lo llamaban aprilis, en latín.

Abril es de esos meses raros, en los que hace calor pero hace frío. Tienes vacaciones, pero también depresión posvacacional.

Pero sin duda, lo más esperado de abril, es su feria. Sevilla celebra su fiesta más popular y se viste de gala con casetas y atracciones que reciben a miles de turistas cada año en torno al barrio de Los Remedios. La fecha no siempre coincide, pues depende del calendario de Semana Santa. Se procura que haya dos semanas de separación con Semana Santa, salvo si esto provoca que la feria empiece en mayo, en cuyo caso solo habría una semana de separación.

En la feria, además de comida, también se sirven refrescos y bebidas alcohólicas, para alegrar el ambiente. Ya sabemos que estos sevillanos tienen musho arte y las casetas normalmente tienen grifo y barriles de cerveza, aunque suelen primar el vino fino o la manzanilla. Muy popular también es el rebujito, que no es más que manzanilla con mucho hielo y gaseosa.

Así que ya sabes, si quieres volver a la carga después de Semana Santa, hazlo a base de rebujitos. Ya os hemos dicho que abril es de esos meses raros, en los que apetece unos buenos bollitos calentitos, pero también alguna que otra bebida refrescante.

el_tigre_aplicacion_producto_04-min

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 − 16 =