Entradas

Esta receta ha sido inventada sobre la marcha y es… absolutamente deliciosa. Es un bizcocho básico, decorado en el interior, glaseada su superficie e infiltrado con glaseado de naranja. Suena a demasiadas cosas pero la elaboración es muy sencilla.

Ingredientes:

  • 150 g de azúcar
  • 3 huevos
  • 120 g de yogur natural
  • 80 g de aceite de girasol
  • 200 g de harina de repostería
  • 1 pellizco de sal
  • 2 sobres dobles de gaseosa El Tigre como gasificante
  • 3 cucharadas de cacao en polvo

Para el glaseado:

Necesitamos zumo de naranja y azúcar glas (las cantidades depende del resultado de espesor que prefieras. Nosotros hemos utilizado unos 80 ml de zumo y hemos ido añadiendo azúcar glas hasta obtener la consistencia deseada)

Elaboración:

  1. Precalentamos el horno a 180ºC
  2. Batimos huevos y azúcar. Añadimos yogurt y aceite y batimos.
  3. Añadimos la pizca de sal, la harina y los dos sobres de gaseosa El Tigre. Mezclamos hasta integrar.
  4. Vertemos en un molde alargado la mitad de la masa.
  5. Al resto de la masa le añadimos el cacao en polvo para darle color y sabor.
  6. Vertemos en el molde (encima de la masa blanca que ya teníamos en el molde)
  7. Llevamos al horno durante 30 minutos, a 180ºC, calor arriba y abajo.
  8. Mientras preparamos el glaseado al gusto. Simplemente tenemos que mezclar el azúcar glas al zumo de naranja (si quieres más espeso échale más azúcar glas y te quedará una capa más espesa en la parte superior) Nosotros lo hemos hecho ligero porque queríamos aprovechar el glaseado e inyectarlo en el interior del bizcocho con ayuda de una pipeta de cocina.
  9. Cuando saques el bizcocho del horno solo queda hacerle esas infiltraciones de azúcar de naranja en su interior, si asi lo deseas, y el resto echarlo por encima del bizcocho.

Ya nos cuentas que tal te queda y que te parece nuestra idea😉