Roscón gallego con fresas

Hola, hoy nos hemos bajado a la frutería y hemos visto unas fresas increíbles que parecía que nos llamaban así que  hemos pensado hacer un bizcocho sencillo para acompañar con estas fresas y si sobra algo para el desayuno de mañana.

Nos hemos puesto a indagar y nos hemos decidido por el Roscón gallego. Oye, todo un éxito! Muy sencillo, riquísimo y con tan solo 3 ingredientes, bueno y un sobre doble de El Tigre (no podía faltar).

Ingredientes:

.- 6 huevos

.- 120 gramos de azúcar

.-150 gramos de harina

.- un sobre doble de gasificante El Tigre

 

Elaboración:

Precalentamos el horno a 180 º.

Separamos las claras de las yemas para poder hacer un merengue batiendo las claras junto con el azúcar, una vez tenemos las claras montadas, vamos añadiendo las yemas e integrándolas bien.

Mezclamos el sobre doble de El Tigre a la harina y tamizamos sobre el merengue.

Ahora con una espátula y con delicadez vamos mezclando e intentando que las claras no se bajen.

Vertemos en un molde.

Bajamos la temperatura a 160º e introducimos el molde durante 40 minutos.

Dejamos enfriar, y mientras lavamos y preparamos las fresas al gusto, son más un elemento decorativo y de acompañamiento pero en realidad puedes acompañarlo con lo que prefieras.

 

 

 

Galletas de aceite de oliva y panela con pepitas de chocolate

En algunos lugares todavía tienen un fin de semana algo festivo, nosotros aprovecharemos para ir a la playa a volar el cachirulo (cometa) y comer la última mona de pascua de la temporada pero también haremos un hueco a estas deliciosas galletas de chocolate.

Esta receta la hemos adaptado de una bloguera que nos encanta ‘Cocinando entre olivos’. Ella hace las galletas con bicarbonato El Tigre pero nosotros hemos sustituido el bicarbonato por un sobre doble de gaseosa El Tigre y… oye tan ricas que nos han quedado!

Tomad nota porque creo que no hay nada más sencillo, es una receta que puedes hacer con niños y, para estas fechas que están tanto tiempo sin cole, es ideal para tenerlos entretenidos.

Ingredientes:

1 huevo

120 gramos de panela

100 mililitros de aceite de oliva

1 cucharadita de sal

1 sobre doble de gaseosa El Tigre

100 gramos de pepitas chocolate

240 gramos de harina

Elaboración:

Batimos el huevo con la panela.

Añadimos el aceite de oliva suave

añadimos a la harina, el sobre doble de gasificante y lo vertemos a la masa. echamos las pepitas de chocolate y mezclamos. Para no mancharte demasiado mezcla primero con ayuda de una espátula o cuchara y cuando esté menos pringosa terminas de mezclar con las manos.

Preparas la bandeja de horno con un papel vegetal y precalientas el horno a 180 º.

Vas haciendo bolitas, las pones en la bandeja y aplastas ligeramente o le das la forma que quieras.

Llevas al horno durante 10 minutos y listo. Deja enfriar y conserva en un bote hermético para que estén perfectas durante toda la semana.

Receta de bizcocho fácil y esponjoso

Hola,

ya estamos pensando en las vacaciones de Semana Santa… Hemos ido a comprar los ingredientes para hacer un bizcocho sencillito, de esos que son muy socorridos y ya está todo lleno de huevos de pascua, cocas de nueces, monas de pascua… Nos han entrado ganas de vacaciones… pero ya! ¡Qué recuerdos de la infancia más bonitos tenemos de esta época del año!

Bueno hoy os dejamos con una receta facilísima de bizcocho, hemos pensado que para fin de semana de esos que son de locura por el millón de planes que tienes en solo dos días, es genial tener rectas socorridas, de esas que solo hay que mezclar todos los ingredientes y al horno. Además para los que no habéis gastado nunca El Tigre y lo vayáis hacer por primera vez seguro que os viene fenomenal empezar por recetas sencillas.

Ingredientes:

2 huevos

180 gramos de azúcar

200 gramos de harina

80 ml de leche

80 ml de aceite de girasol

2 sobres dobles de gasificante El Tigre (2 de estrellas y 2 blancos)

canela y azúcar para espolvorear

Elaboración:

Precalentamos el horno a 180 º.

En un bol vertemos los huevos y batimos enérgicamente. Es lo más importante, batir bien los huevos, cuando los tengamos añadimos el azúcar y volvemos a batir mucho, hasta que la mezcla se haga un poco más clarita.

A continuación añadimos la leche y el aceite y mezclamos.

Echamos la harina y el gasificante y removemos con ayuda de una espátula.

Espolvoreamos un poco de azúcar antes de hornear.

Metemos en el horno durante 40 minutos a 180 º. Cuando la sacamos le espolvoreamos una buena capa de azúcar y algo de canela, dejamos enfriar y ya tenemos una merienda perfecta para el fin de semana. Si lo acompañas con un trocito de chocolate será genial 😉

 

Feliz fin de semana

,

Buñuelos de calabaza

Hola,

ya sabéis lo cerquita que estamos de Valencia y nos llega el olorcito de los buñuelos de calabaza recién hechos. Pasear por Valencia en el mes de marzo es tropezar con una churrería en cada esquina de la ciudad, es olor a pólvora, pero también es el recuerdo de vivir el ambiente fallero con una bolsa de buñuelos recién hechos en la mano.

Nos hemos atrevido con ellos y no nos han quedado nada mal pero podemos mejorarlos, ya nos contaréis  como os quedan a vosotros.

Ingredientes:

125 gramos de harina

300 gramos de calabaza

un sobre doble de gasificante El Tigre

2 huevos

25 gramos de azúcar

azúcar extra

Elaboración:

Cocer la calabaza y retirar el exceso de agua a un cuenco. Trituramos la calabaza para hacer un puré.

Separamos las claras de las yemas y montamos las claras a punto de nieve y reservamos.

En otro bol echamos la harina en forma de volcán. En el centro echamos el azúcar, el gasificante y las yemas de huevo. Empezamos a mezclar y amasar y si se queda muy pegajosa añadimos un poco de agua de la que hemos separado de la cocción de la calabaza. El objetivo es conseguir una masa homogénea y fina.

Añadimos el puré de calabaza y si quedan grumos nos ayudamos de la batidora para eliminarlos. Añadimos las claras montadas a punto de nieve y mezclamos con ayuda de una espátula.

Calentamos el aceite en una freidora, vamos cogiendo pequeñas cantidades de masa de tal forma que la cogemos haciendo un agujero en el centro y echando rápidamente en la sartén. Según vayan dorándose los vamos sacando a una fuente con papel absorbente. Cuando estén todos les ponemos azúcar para embadurnarlos y que se queden rebozados en azúcar.

Podéis hacer un chocolate calentito ¡Umm, qué delicia! prometemos comerlos solo en estas fechas 😉 ¡Qué pecado tan dulce!

Magdalenas de chocolate fondant

Se nota que amamos el chocolate ¿verdad?

Si eres de los nuestros debes probar esta receta porque es sencillísima, sabrosa, dulce, muy dulce y es espectacular para el desayuno o la merienda.

Son ingredientes básicos que seguro que tienes por casa, así que toma nota y a la cocina.

Ingredientes:

3 huevos

Una tableta de chocolate fondant

100 g de mantequilla

100 g de harina

100 g de azúcar

Un sobre doble de gaseosas El Tigre

Elaboración:

En primer lugar precantemaos el horno a 200 º.

Fundimos la mantequilla junto con 3/4 de la tableta de chocolate en el microondas. Lo ideal es que lo pongáis unos segundos, comprobéis que todavía le falta, y volváis a calentar. Así evitáis que se queme demasiado.

En un bol mezclamos los huevos y el azúcar y batimos. Añadimos la mezcla de chocolate y mantequilla y volvemos a batir.

Por último, echamos la harina y El Tigre, removemos con una espátula y lo vertemos en las cápsulas de magdalenas.

Metemos trozos de chocolate en la superficie y llevamos al horno durante 13 minutos.

DE-LI-CIO-SAS

Bizcocho de dos chocolates

Hoy nos hemos decantado por un bizcocho de chocolate hecho con cacao en polvo y añadiendo pastillas de chocolate puro. Hemos improvisado y la verdad es que ha salido rico, rico y además… es un poco más saludable que otras recetas porque lleva menos azúcar. Eso sí, si te gusta muy, muy dulce deberás echarle o bien azúcar extra o bien chocolate a la taza en lugar de cacao puro.

Tomad nota y a la cocina. ¡Este bizcocho endulzará el fin de semana! Es ideal para el desayuno, las meriendas o para acompañar el café de la sobremesa.

Ingredientes:

200 g de cacao puro

200 g de harina

150 g de azúcar

150 ml de leche

150 ml de aceite

4 huevos

3 sobres dobles de Gaseosas El Tigre

Elaboración:

Precalentar el horno a 180 º.

Batir los huevos junto con el azúcar.

Añadir la leche y el aceite y volver a batir, echar el cacao puro en polvo y batir. Añadimos la harina y mezclamos sin batir, con la ayuda de una espátula hasta que esté todo bien mezclado.

Por último, echamos los sobres dobles de gaseosa y volvemos a mezclar con la espátula.

Colocamos las pastillitas de chocolate en la superficie y metemos en el horno durante 35 minutos.

Sacamos y dejamos enfriar.

Ya solo queda disfrutar de este bizcocho de dos chocolates tan rico y esponjoso.

 

Las gaseosillas, el mejor gasificante para la repostería.

Muchos conocen El Tigre desde tiempos inmemorables, lo usan con asiduidad, y le sacan mucho partido dándole incluso usos distintos a los propios de la repostería. A ellos no hace falta explicarles nada porque saben incluso más que nosotros y cada día nos sorprenden con deliciosas y originales recetas 😉

Dicho esto, muchos de vosotros acabáis de llegar a nuestra comunidad, es la primera vez que tenéis una caja de El Tigre en la mano o lleváis tiempo viéndonos por las redes y no sabéis muy bien para que se usa.

Las gaseosas El Tigre son las gaseosillas de toda la vida usadas en masas líquidas de repostería (magdalenas, bizcochos, cocas…). Está compuesto por dos sobres, en el sobre de estrellitas o de color viene el gasificante (bicarbonato sódico) y en el blanco el acidulante (ácido cítrico). Cuando lo añadimos a las masas, empieza a generar burbujas que son las que consiguen que las masas queden esponjosas y con volumen. Es decir que las magdalenas con mayor copete que hayas visto hasta el momento,  seguramente estén elaboradas con las gaseosillas de toda la vida. Estas que os enseño nos las mandan del horno Productos Moises en Cuevas de Almanzora. Son increíbles ¿verdad?.

 

Y algunos diréis: “pero si yo para conseguir volumen en mis masas uso Royal ¿es lo mismo? ¿en que se diferencia?” Pues mira, para eso es precisamente es esta publicación para daros un poco más de información y podáis aclarar algunas dudas.

La función del gasificante (El Tigre) y los polvos de hornear o levaduras químicas (por ejemplo Royal) es la misma. Ambos productos se usan para conseguir el mismo objetivo: Aumentar las masas y que resulten esponjosas.

La diferencia está en los ingredientes que lo componen. Al parecer los polvos de hornear y las levaduras químicas llevan además del acidulante y el gasificante, otros aditivos que actúan como emulgentes. Por eso muchos expertos recomiendan el uso de los gasificantes en la repostería y así evitar añadir aditivos innecesarios a la comida, que aunque sean en pequeñas proporciones, todo va sumando.

Os dejo la información de www.nomasaditivos.com y la tabla comparativa que han usado para que veáis de una sola vez el tipo de aditivos que llevan cada producto.

En la tabla veis que El Tigre es uno de los más recomendados por ser más saludable al no contar con fosfatos entre sus aditivos.

Ojo, también hay una equivocación en algunos casos con llamar levadura a este tipo de productos, como mucho se podría decir levadura química porque la levadura es otra cosa y tiene otras funciones. No penséis que este tipo de producto sirve para hacer recetas de pan.

Comunidad ecológica

Interesante también es saber que El Tigre es uno de los únicos impulsores permitidos en hornos y panaderías de elaboración ecológica. Es decir que aquellos que solo consumen productos naturales y ecológicos pueden utilizar El tigre para la elaboración de sus magdalenas y bizcochos caseros.

Comunidad celiaca

Todos aquellos que seáis alérgicos o intolerantes al gluten podéis utilizar El Tigre con total tranquilidad ya que nuestros productos son libres de gluten y de los 14 alérgenos que contempla la legislación europea. Además no hay riesgo de contaminación cruzada.

 

Mantecadas de Astorga caseras

¡Hola, hola!

Ya sabéis que las magdalenas son lo que más nos gustan y cocinarlas nos encanta. Como sabéis, en algunas zonas desayunan con magdalenas distintas al resto. Es el caso de la zona de Santander, ellos prefieren sus sobaos recién horneados, en Valencia se toman mucho las valencianas para desayunar. Y en la zona de León y Galicia se tiene por costumbre elaborar las mantecadas de Astorga que como su propio nombre indica provienen de Astorga y la zona maragata.

Hoy nos hemos lanzado a la piscina y hemos probado una receta de las tradicionales mantecadas de Astorga y desde luego, no nos han quedado igual que a las reposteras de la zona pero no están nada mal. Esperamos que os guste, es una receta sencilla con ingredientes básicos y su resultado es delicioso.

La característica principal de esta magdalena es que no sube tanto como las de copete y su cajetilla es distinta quedando una magdalena cuadrada y chata. En Astorga se les llama cajilleras a las encargadas de hacer a mano las cajitas para las mantecadas. No tiene mucha complicación pero no siempre te quedan bien si no eres experto en ello.

Ingredientes:

4 huevos

200 gramos de azucar

200 gramos de harina

200 gramos de mantequilla derretida

2 sobres dobles de gaseosas El Tigre

Una cucharadita de canela

Preparación:

Separamos las claras de las yemas. Primero batimos las yemas, añadimos la mitad del azúcar y batimos hasta que las yemas blanqueen.

Por otro lado, llevamos a punto de nieve las claras, añadimos el resto del azúcar y montamos un merengue. Paciencia, lleva tiempo y energía  conseguirlo.

Derretimos la mantequilla y la vertemos a las yemas, removemos.

Añadimos el gasificante a la harina y lo añadimos a las yemas, mezclamos sin batir pero mezclamos bien.

Vertemos las claras montadas al resto de la masa y mezclamos (no batimos) con movimientos envolventes.

Vertemos la masa en las cajillas o moldes y espolvoreamos azúcar por encima. Estos moldes los he hecho yo con papel vegetal de horno. Se hacen con cuadrados de papel, doblando los cuatro extremos para marcar los dobleces, se desdoblan y se va retorciendo cada esquinita.

Llevamos al horno a 180º durante 15-20 minutos.

Dejamos enfriar y listas para nuestro desayuno. ¡Qué delicia!

 

 

Tarta de manzana de Ecomonegros en vídeo

Buenos días,

os dejamos el vídeo que con mucho cariño han preparado el equipo del horno de Ecomonegros. La receta es la que compartimos hace ya un par de semanas. Puedes ver la receta en texto pinchando aquí

Magdalenas “valencianas” caseras para el desayuno

Hola, hola,

esta semana hemos probado con la magdalena “valenciana” es una magdalena alargada con un ligero toque de naranja y canela. La verdad es que es un tipo de magdalena que nos gusta mucho para desayunar y al igual que ocurre con otro tipo de magdalena, no tiene nada que ver la receta casera con lo que compramos en cualquier supermercado.

Me ha pasado igual que con los sobaos, cuando los haces ya solo el aspecto, te da la sensación que estás ante algo distinto a lo que estás acostumbrado a ver en los supermercados.

Y no solo lo parece en aspecto sino también en sabor. Sin duda prefiero hacerlas en casa, es una receta sencilla y muy rápida, así que practicar un poco en la cocina y cocinar vuestras propias magdalenas. Veréis que no hay color.

Ingredientes:

100 gramos de harina

100 gramos de azúcar

100 gramos de mantequilla

3 huevos

2 sobres dobles de gaseosas el tigre

una pizca de sal

ralladura de naranja

Elaboración:

Antes de nada, sacamos la mantequilla para que se vaya ablandando, ponemos en marcha el horno y precalentamos a 200 º.

Mezclamos la mantequilla junto con el azúcar, añadimos los huevos, la pizca de sal y seguimos batiendo.

Mezclamos la harina con el gasificante El Tigre y lo añadimos a la masa, mezclamos con la ayuda de una espátula y con movimientos envolventes. Añadimos la ralladura de naranja y terminamos de mezclar.

Vertemos la masa en los moldes y llevamos al horno durante 15 minutos a 180 º.

Dejamos enfriar y ya tenemos nuestro desayuno listo.

La verdad es que este tipo de magdalena es muy cómoda para mojar en nuestro café con leche ya que al ser estrecha y alargada nos cabe en cualquier taza 😉